No a la financiación de terapias antitabaco

A través de un twitt de Frank llego a un post de Blog Salmón en el que se comenta la posibilidad de que el Gobierno (a través del Ministerio de Sanidad) financie las terapias para dejar de fumar. El anuncio ha sido hecho esta mañana por la ministra Pajín y no hace más que echar más leña a la nueva Ley Antitabaco que tanto está dando que hablar (otra de las habituales maniobras de distracción de este gobierno agotado). El artículo es interesante porque además de analizar el coste que tendrá para nuestra maltrecha economía financiar un tratamiento como este, da otros argumentos de peso. Como:

–          Si un fumador puede comprar tabaco, y no arruinarse en el intento, bien puede pagarse un tratamiento.

–          Hay “enfermedades” no voluntarias que no están cubiertas, o lo suficientemente bien atendidas, por Sanidad.

Yo tengo mi particular visión al respecto del tabaco y va mucho más allá: El Ministerio de Sanidad debería retirar la protección sanitaria a todo aquel que fume. Es decir.. que si eres un fumador y desarrollas un cáncer, deberás pagarte de tu bolsillo el tratamiento sanitario. Los fumadores mantienen consciente y voluntariamente un hábito muy perjudicial para su salud (y la de los que los rodean), y cuando ese habito desemboca en un problema grave para SU salud, todos hemos de pagar el remedio (el intento de remedio).

Cuando comento este pensamiento en voz alta suelen echárseme encima todos los fumadores y/o simpatizantes del humo, que casualmente si apoyan una medida similar cuando el que pone en riesgo su vida es un montañero o aficionado a los deportes de riesgo. Me refiero a la polémica de todos de los años cuando un montañero se pierde en la sierra y los medios explican detalladamente que su búsqueda ha costado miles de euros. El tratamiento de un único enfermo de cáncer cuesta más del doble… Si lo recordáis, esta polémica fue muy comentada el año pasado con el triste fallecimiento de Oscar Pérez o Tolo Calafat o en las inundaciones de India a principios del 2010. En aquella ocasión, el Gobierno dejo muy claro que si uno hace las cosas conscientemente, ha de atenerse a sus consecuencias. ¿Por qué ahora no?

NO a que Sanidad financie las terapias antitabaco.

José Carlos Agrela

One Comment

  1. Demagogias baratas y populistas de los que creen que tienen derecho a todo con el dinero de los demás. El que quiera matarse, que haga bajo su propia responsabilidad, y luego no nos obligue a pagar a todos el pastizal que vale un tratamiento.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *